Comunicado oficial del sindicato FSIE (ver web) sobre la Educación Diferenciada.

FSIE, ante la educación diferenciada, apoya el derecho de los padres y demanda las subvenciones públicas y los conciertos educativos
El Sindicato FSIE, en un comunicado oficial, insiste en la defensa de  la libertad de enseñanza sin discriminaciones en la financiación.
Según el comunicado, aprobado en su último Secretariado, el sindicato FSIE, con implantación en la enseñanza privada y concertada, manifiesta que deben respetarse los principios de libertad de enseñanza establecidos en la Constitución, garantizando a los padres  la libre elección de centro. Así mismo, se muestra partidario de que la enseñanza diferenciada por sexos encuentre, por parte de las Administraciones públicas, el mismo trato y respaldo económico que el resto de centros privados concertados.
De este modo, el sindicato sale al paso de la intención de algunas Comunidades Autónomas que ya han expresado su negativa a sostener con fondos públicos a aquellos centros que mantengan una educación diferenciada. Para el sindicato esta postura es abusiva y discriminatoria, al tiempo que no se atiene al mandato constitucional y a las disposiciones internacionales.
1.- El derecho a la educación es un derecho fundamental que los poderes públicos deben asegurar en condiciones de igualdad
– asegurando la escolarización de todos;
– respetando la libertad de creación y dirección  de centros privados;
– garantizando el derecho de los padres a elegir la escuela para sus hijos, de acuerdo con sus convicciones morales, religiosas, filosóficas y pedagógicas, sin más límites que los impuestos por el ordenamiento constitucional.

Por tanto, para FSIE, la enseñanza pública y la privada son complementarias y, ambas, imprescindibles para garantizar la Libertad de Enseñanza.

2.- El conjunto del sistema educativo debe respetar las opciones libres de las familias, y tenerlas en cuenta en la planificación educativa.

3.- FSIE, defiende y abandera desde su constitución la defensa de la Libertad de Enseñanza y, por tanto, entendemos que haya padres que haciendo uso de su libertad para elegir el tipo de educación para sus hijos opten por la educación diferenciada.

4.- La igualdad de oportunidades es uno de los presupuestos del derecho a la educación en libertad. Para asegurarla no debe confundirse con imponer un sistema uniforme de enseñanza.

5.- La Convención de la UNESCO, relativa a la lucha contra las discriminaciones en la esfera de la enseñanza (14.12.1960, ratificada en 1999) señala en su artículo 2 que no es discriminatorio “la creación o el mantenimiento de sistemas o establecimientos de enseñanza separados para los alumnos de sexo masculino y para los de sexo femenino, siempre que estos sistemas o establecimientos ofrezcan facilidades equivalentes de acceso a la enseñanza, dispongan de un personal docente igualmente cualificado, así como de locales escolares y de un equipo de igual calidad y permitan seguir los mismos programas de estudio o programas equivalentes”

6.- La educación diferenciada, tiene pleno derecho, legal y legítimo, a recibir subvenciones públicas, entre ellas, el concierto educativo, sin ningún tipo de discriminación.

7.- Tanto los trabajadores (docentes y no docentes) como los alumnos y familias, que eligen este sistema educativo en estos centros, siempre contarán con el apoyo de FSIE, en la defensa de su derecho a elegir una educación en libertad e igualdad de trato.

Documento aprobado por el Secretariado Federal de FSIE